HAZINU

haazinu

“Hazinu” significa “escuchad”, pero si somos fieles a su etimología sería más bien “prestad oídos”. Cuando Dios nos pide que “escuchemos”, ¿a qué se refiere?

 

Veamos el texto original de Deuteronomio (XXXII-1):

האזינו השמים, ואדברה;

ותשמע הארץ, אמרי-פי.

“Escuchad cielos, voy a hablar,

Y que la tierra oiga las palabras de mi boca”.

Los cielos y la tierra actúan aquí como testigos, por lo que Rashi se pregunta:

 

“¿Por qué razón hizo testigos contra ellos a los cielos y la tierra?

 

A lo que contestará:

“Moisés se dijo: soy un hombre de carne y de sangre y mañana moriré”.

Cielos y tierra, como ya vimos en Deuteronomio (XXX-19) son dos entidades que duran para siempre. Todo ello nos da a entender que lo que Dios va a decir es algo que también dura para siempre. ¿De qué se trata?

Se trata de la Torah, que es eterna.

Como nos enseña el Baal haTurim, si calculamosla guematria de “Cielos, voy a hablar” (האזינו השמים), HaShamaim Ve Adaberah, veremos que es 613:

השמים = 395

ואדברה = 218

————–

613

 

Se trata exactamente del número de preceptos que aparecen en la Torah. Quizá por ello hay una Torah celeste y otra terrestre…

 

JULI PERADEJORDI

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s