ALGUNAS GUEMATRIAS RABÍNICAS

gematrias

La ignorancia y el desconocimiento del fascinante mundo de las guematrias (guematrioth) ha hecho que mucha gente desconfíe de ellas y crea que son un invento arbitrario. Sin embargo, aparte de en la Torah, podemos hallar bellísimos ejemplos de guematrias en el Talmud y en los libros de los sabios de Israel.

Veamos algunos de los más famosos.

En Génesis (XIV-14) leemos:

וישמע אברם, כי נשבה אחיו; וירק את-חניכיו ילידי ביתו, שמנה עשר ושלש מאות, וירדף, עד-דן.

“Y habiendo escuchado Abram que su hermano estaba prisionero, armó a sus fieles, hijos de su casa, trescientos dieciocho, y siguió las huellas de sus enemigos hasta Dan”.

Los rabinos nos explican en el midrash que “trescientos dieciocho” es una guematria, concretamente la de Eliezer que fue a quien armó Abram para recuperar a Lot:

א = 1

ל = 30

י = 10

ע = 70

ז = 7

ר = 200

———–

318

Sin embargo, los cabalistas van aún más lejos: ven en este número una alusión a Jacob.

¿En qué se basan?

En que el nombre de Jacob es mencionado en exactamente 318 versículos del Tanaj.

Otro ejemplo clásico lo encontramos en Génesis (XLII-2), donde leemos:

ויאמר-הנה שמעתי, כי יש-שבר במצרים; רדו-שמה ושברו-לנו משם, ונחיה ולא נמות.

“Y dijo: he aquí que he oído que hay provisiones en Egipto, bajad (רדו) allí y aprovisionad para nosotros de allí, y viviremos y no moriremos”.

El Zohar (I-198 a), basándose en el midrash, nos enseñará que Redu (רדו) “bajad”, palabra cuyo valor numérico es 210,corresponde a los 210 años que el pueblo de Israel estuvo esclavizado en Egipto.

ר = 200

ד = 4

ו = 6

————

210

Un tercer ejemplo clásico  lo encontraremos en Jeremías (IX-9) donde podemos leer:

על-ההרים אשא בכי ונהי, ועל-נאות מדבר קינה-כי נצתו מבלי-איש עבר, ולא שמעו קול מקנה; מעוף השמים ועד-בהמה, נדדו הלכו

“Sobre los montes levantaré lloro y lamentación, y llanto sobre las moradas del desierto; porque desolados fueron hasta no quedar quien pase, ni oyeron bramido de ganado; desde las aves del cielo y hasta las bestias de la tierra se transportaron, y se fueron”.

La palabra que se utiliza para hablar de las “bestias de la tierra”, Beemah (בהמה) tiene una guematria Raguil de 52. Apoyándose en ella, los rabinos nos enseñan que “durante 52 años no pasó ningún viajero por Judea”.

ב = 2

ה = 5

מ = 40

ה = 5

———–

52

Y finalmente un conocido ejemplo talmúdico (Shabbat 70 a) en el que Rabbí Natán explica que el comienzo del quinto libro de la Torah, Eleh haDevarim, expresión que significa indistintamente “éstas son las palabras” o “éstas son las cosas”, alude a los 39 trabajos prohibidos en Shabbat.

¿Cómo llega a esta conclusión?

Este rabino se apoya en que la guematria de Eleh (אלה) de Eleh haDvarim (אלה הדברים) es 36. A este número le añade dos porque Dvarim (הדברים) es un plural, y al resultado le añade 1 por el Kollel, con lo que obtiene 39, alusión a las 39 “cosas” que no se pueden hacer en Shabbat.

א = 1

ל = 30

ה = 5

———–

36 + 2 + 1 = 39

 

JULI PERADEJORDI

BUSCANDO EL ÁRBOL DE VIDA

230px-Jericho_-_Hisham's_Palace_mosaic3

La parashah Shelaj (שלח) comienza por las siguientes palabras en Números (XIII-2):

שלח-לך אנשים

“envíate hombres”

 

Lo primero que llama la atención es que el texto no diga “envía hombres”, sino “envíate hombres”. ¿De qué hombres estamos hablando? El texto nos lo dirá enseguida: de espías.

El Baal haTurim nos enseña cuál ha de ser la característica principal de estos hombres: han de ser sabios, Jajamim (חכםים).

Esta gran sabio se apoya en que las letras finales de la frase que estamos comentando son Jet (ח), Jaf (כ) y Mem (מ) y forman la palabra Jajam (חכם), “sabio”.

Comentando esta parashah, el Zohar nos enseña:

“La primera instrucción que Moisés dio a los espías fue que averiguaran “si había ahí árboles, o no”.”

¿Por qué este interés por los árboles? ¿Acaso Moisés ignoraba que habían árboles? La guematria de Etzim (עצים) “árboles” es 210. Se trata de los años en los que el pueblo de Israel estuvo prisionero en Egipto.

ע = 70

צ = 90

י = 10

ם = 40

———

210

Moisés, nos dirá más adelante el Zohar, sabía perfectamente que habrían árboles en la Tierra, pero él se refería al Árbol de Vida, el Etz Jaiim (עץ חיים). La guematria Sderti u ordinal de Etzim es 68, la misma que la de Jaim (חיים), “Vida”:

ע = 16

צ = 18

י = 10

ם = 24

———-

68

ח = 8

י = 10

י = 10

ם = 40

———–

68

Si el Etz Jaiim (עץ חיים) estaba en la tierra a la que envió a los espías, Moisés entraría en ella; si no estaba no entraría. Sabemos que Moisés no entró en la Tierra Prometida.

JULI PERADEJORDI