LAS GUEMATRIAS DE SHEMOTH

shmot

Shemoth (שמות) alude al éxodo del pueblo de Israel que sale de Egipto para dirigirse a la Tierra Prometida, pero quizá se refiera a algo más. La palabra Shemoth (שמות), que da nombre a una parashah y a un libro de la Torah, nos brinda a la luz de la guematria unos significados en los que pocos han reparado. Veamos los principales.

La guematria Katán de Shemoth (שמות) ya nos indica que el éxodo o salida de Egipto es algo bueno, pues es 17, la misma que la de Tov (טוב), “bueno”.

ש = 3

מ = 4

ו = 6

ת = 4

————

17

ט = 9

ו = 6

ב = 2

————-

17

Bien pensado, no es algo simplemente bueno, es algo muy bueno, pues la guematria Sderti de Shemoth (שמות), 62, es la misma que la de Tov Meod (טוב מאד), “muy bueno”.

ש = 21

מ = 13

ו = 6

ת = 22

————–

62

טוב = 17

מאד = 45

—————

62

Por otra parte, su guematria Raguil, 746, nos enseña por qué es necesario salir de Egipto, dirigiéndonos a Salmos (CII-22):

כי-עני ואביון אנכי; ולבי, חלל בקרבי

“Porque soy pobre y necesitado, y mi corazón está herido dentro de mí”.

כי = 30

עני = 130

ואביון = 75

אנכי = 81

ולבי = 48

חלל = 68

בקרבי = 314

—————

746

ש = 300

מ = 40

ו = 6

ת = 400

————

746

Si miramos ahora su guematria Atbash, 93, podemos deducir que durante el Éxodo el pueblo de Israel estuvo protegido por una especie de escudo, Maguen (מגן). La guematria Atbash de Shemoth (שמות) es 93, la misma que la de Maguen (מגן):

 

ש = 2

מ = 10

ו = 80

ת = 1

————

93

מ = 40

ג = 3

ן = 50

———–

93

Y, finalmente, su guematria Shemi, 878 nos enseña que el sentido de la salida de Egipto, que los sabios comparan con un parto, es para dar a luz al Mashiaj (משיח). Si calculamos la guematria Shemi de esta palabra, también obtenemos 878:

 

ש = 360

מ = 60

ו = 80

ת = 1

—————

878

מ = 80

ש = 360

י = 22

ח = 418

————

878

JULI PERADEJORDI

JACOB Y LOS EXILIOS

jacob-leah-rachel

Cuando Jacob va a Jarán y empieza a trabajar para su suegro Labán, vivirá en cierto modo un exilio, un verdadero cautiverio que prefigura los demás exilios que habrá de vivir Israel. Veamos cómo el sabio Baal haTurim lo deduce, a partir de la palabra Atah (עתה) tomada de Génesis (XXXII-5).

Decíamos en un post anterior (http://wp.me/p2Xmky-rC) que “el exilio nos instruye”. Y efectivamente del exilio de Egipto el pueblo de Israel se llevó riquezas y conocimientos, y del de Babilonia sabiduría. Veamos el pasaje de Génesis que hemos mencionado en la entrada:

ויצו אתם, לאמר, כה תאמרון, לאדני לעשו: כה אמר, עבדך יעקב, עם-לבן גרתי, ואחר עד-עתה.

“Y les ordenó, diciendo: «Así diréis: a mi señor, a Esaú así dijo tu sirviente Jacob: he habitado junto a Labán y he permanecido allí hasta ahora”.

עתה

 

La letra Ayin (ע), cuya guematria es 70, corresponde a los 70 años del exilio de Babilonia ya que los sabios asocian este versículo con Jeremías (XXIX-10):

 

כי-כה, אמר יהוה, כי לפי מלאת לבבל שבעים שנה, אפקד אתכם

“Porque así dijo IHWH: cuando en Babilonia se cumplan los setenta años,

yo os visitaré…”.

 

La letra Taf (ת), cuya guematria es 400, alude a los 400 años decretados de exilio en Egipto (Génesis XV-13):

ויאמר לאברם, ידע תדע כי-גר יהיה זרעך בארץ לא להם, ועבדום, וענו אתם-ארבע מאות, שׁנה

“Y le dijo a Abram: “Sabrás con certeza que tus descendientes serán extraños en una tierra que no es la suya y los esclavizarán y los afligirán cuatrocientos años”.

 

La letra He (ה), cuyo valor numérico es 5 alude a los 5 milenios que habrán de transcurrir desde el exilio en Egipto y la venida del Mashiaj.

Pero hay aún más, la guematria de Atah (עתה) es la misma que la de haAshek (העשק), “la opresión”.

ע = 70

ת = 400

ה = 5

———–

475

ה = 5

ע = 70

ש = 300

ק = 100

————

475

 

JULI PERADEJORDI

 

Y LA VIDA DE SARAH FUE

Luz-en-la-cueva

En las primeras palabras de la parashah Jaié Sarah (Génesis XXIII- 1 a XXV-18) podemos encontrar una alusión a toda la Torah así como una prefiguración de la luz mesiánica, si hemos de dar fe a las enseñanzas sutiles de la guematria.

 

La parashah empieza así:

ויהיו חיי שרה

“Y la vida de Sarah fue…”.

Tomemos el valor numérico de las primeras letras de Vaihiu Jaié Sarah (ויהיו חיי שרה) “Y la vida de Sarah fue” y sumémoslo:

ו = 6

ח = 8

ש = 314

————-

314

 

Tomemos ahora el valor numérico de las primeras letras del nombre de los 5 libros que componen la Torah:

Bereshit (ב) = 2

Shemoth (ש) = 300

Vaikrá (ו) = 6

Bamidbar (ב) = 2

Dvarim (ד) = 4

—————————

314

En el Zohar (I-127 b) podemos leer:

“Y vio una luz que iluminaba en la cueva y una vela encendida; entonces deseó Abraham que fuese su residencia”.

 

Y más adelante, (128 a):

Rabí Shimón dijo: «cuando Abraham entró en la cueva e hizo entrar a Sara allí, se levantaron Adán y Eva y no los recibieron para ser sepultados allí. Dijeron: ¿qué? Estamos avergonzados en presencia de El Santo, Bendito Sea, en ese mundo por el pecado que provocamos, ¿y ahora se nos sumará otra vergüenza ante los buenos actos que hay en vosotros?

Abraham dijo: he aquí que estoy dispuesto a rezar ante El Santo, Bendito Sea, por ti, para que no te avergüences jamás. Inmediatamente está escrito: «Y después de esto Abraham enterró (128b) a Sara, su mujer…”.

 

¿De qué luz nos está hablando el Zohar?

Calculemos el valor numérico de la expresión Vaihui Jaié Sarah (ויהיו חיי שרה) “Y la vida de Sarah fue”:

ויהיו = 37

חיי = 28

שרה = 505

—————

570

Se trata de la guematria de Or haMashiaj (אור המשיח), “la luz del Mesías”:

אור = 207

המשיח = 363

—————

570

A partir de esto aprendemos, gracias la vida de Sarah, que la Torah y la luz del Mesías son una misma cosa.

 

JULI PERADEJORDI

Zoharito | La luz de Mashiaj

vela-encendida-velas-objetos-fuego_350492

Nos enseñan los sabios del Talmud (Berajoth 5 b) que “Un preso no puede liberarse a sí mismo”, y los cabalistas que la solución de la oscuridad está en transformarla en luz (Baal Shem Tov). La máxima expresión posible de esta luz es el Mesías, Mashiaj (משיח).

Los cabalistas idearon una curiosa equivalencia numérica para el nombre del Mesías, Mashiaj (משיח) que es la siguiente:

 משיח = 358

משי = 350

מש = 340

מ = 40

1088

 Si a este número le añadimos 1 por el kollel, obtenemos 1089, que curiosamente es la guematria de una frase que aparece en Salmos (XX-3):

 ישלח-עזרך מקדש

“Que te envíe su ayuda desde el Santuario”.

 ישלח = 348

עזרך = 297

מקדש = 444

1089

 Esta ayuda, pues, que procede de lo más sagrado, se relacionaría con el Mashiaj (משיח). Vamos a ver cómo la parashah Vaiakel (Éxodo XXXV-1 a XXXVIII-20) está sutilmente conectada con este misterio:

 ויקהל משה, את-כל-עדת בני ישראל-ויאמר אלהם: אלה, הדברים, אשר-צוה יהוה, לעשת אתם

“Y reunió Moisés a toda la asamblea de los Hijos de Israel y les dijo:

«Éstas son las cosas que El Eterno ha ordenado, para hacerlas…».

 “Éstas son las cosas”, Eleh haDevarim (הדברים אלה) o “su ayuda”, que hemos visto es el Mashiaj (משיח), nos indican el camino de la vida, Derej haJaim (דרך החיים).

Si calculamos la guematria de Eleh haDevarim (אלה הדברים), descubrimos que es 297:

אלה = 36

הדברים = 261

297

 Si calculamos ahora la de “Tu ayuda”, Ezreja (עזרך), obtenemos la misma cifra.

ע = 70

ז = 7

ר = 200

ך = 20

297

La guematria de Derej haJaim (דרך החיים), “el camino de la vida” es también 297:

 דרך = 224

החיים = 73

297

Si calculamos ahora el valor numérico de las letras interiores de Ezreja (עזרך), Zain 7, y Resh 200 descubrimos que es 207, la guematria de Or (אור), “luz”.

  א = 1

ו = 1

ר = 1

207

 Si calculamos ahora la guematria Shemi o completa de Ezreja (עזרך), obtenemos:

 ע = 130

ז = 77

ר = 510

ך = 100

817

 Se trata exactamente de la misma guematria que la del Proverbio XV-30 que dice :

מאור-עינים, ישמח-לב

“La luz que ilumina los ojos reconforta el corazón”.

Esta luz liberadora que no sólo ilumina los ojos sino da calor al corazón es de nuevo una alusión a la luz del Mesías, aquel que puede liberarnos de nuestra prisión..

Zoharito | Un nombre oculto

El Zohar Un nombre oculto

Leemos en parashá Shemot, concretamente en Éxodo (III-15):

 ויאמר עוד אלהים אל-משה

“Y dijo también Dios a Moisés…”

י-ה-ו-ה אלהי אבתיכם

“El Eterno, el dios de tus padres…”

זה-שמי לעלם, וזה זכרי לדר דר

 “Éste es mi nombre para siempre (LeOlam)”

Este tercer pasaje ya lo comentamos en el Zoharito “Mi Nombre y Mi Recuerdo”, (puedes encontrarlo siguiendo este enlace: http://wp.me/p2Xmky-R) de fecha 14/12/2012.

Vamos, sin embargo a contemplarlo desde otro punto de vista. La clave está en la expresión LeOlam (לעלם), “para siempre”.

Como nos enseña el Talmud, (Kiddushim 71a y Pessahim 50a), LeOlam (לעלם), “para siempre”, se puede leer también como LeAlem, “ocultar”. Sin duda por eso HaShem, el nombre de las cuatro letras, es un nombre que se mantiene oculto. Pero nos podemos preguntar por qué este nombre está oculto…

Los comentaristas nos explican que LeOlam (לעלם), literalmente “para el mundo”, nos enseña que este nombre estará oculto mientras dure este mundo: es un nombre para otro mundo, el mundo por venir..

Este nombre no se puede pronunciar fuera del Templo y estará oculto hasta la llegada de Mashiaj, precisamente cuando se construya el Tercer Templo. Esto lo podemos aprender también de la guematria, ya que la guematria completa o Shemi de LeOlam (לעלם) es 358 y coincide con la de Mashiaj.

מ = 40

ש = 300

י = 10

ח = 8

358

ל = 74

ע = 70

ל = 74

מ = 139

358